Popular Tags:

Emigrantes

17 septiembre, 2012 at 11:45

Mi reflexión de hoy. Ayer me despedí de mi amigo Sergio Almenar que se va a trabajar a Miami, estuvimos gran parte de la tarde hablando de proyectos, de sueños, de inquietudes y de ideas que algunas se cumplirán y otras no.

Sergio se va ilusionado porque tiene, nada mas llegar, algunas interesantes ofertas de trabajo y también va con los ojos puestos en lo que a él le gusta: la aviación. Bueno, no es lo que a él le gusta, es donde ha trabajado gran parte de su vida.

Quiero agradecer a Sergio que siempre me ha estado apoyando en todo: siempre presente, siempre discreto, siempre amigo, siempre leal, siempre mágico, siempre vital. ( quizá nunca se lo haya dicho) pero como se que leerás esto, que sepas que eres mi amigo, con todo lo que significa esta palabra.

Sergio es vitalista, sabe lo que quiere, arriesgado, entusiasta, algo minimalista, totalmente desprendido, preparado ( sobre todo en idiomas, habla cinco) y seguro que todo eso jugará a su favor.

Me recordó tanto el año 1976 cuando a mi me sucedió lo mismo!!! Me parecía estar viendo la misma película con ese argumento cargado de ilusión y de esperanza. Todo ha cambiado muchísimo pero, cada vez que en nuestra tierra las cosas no van del todo bien, el nuevo continente siempre se abre con grandes oportunidades. El Canario tiene fama en América de serio, trabajador y constante.

Pero también las dos historias, la de Sergio y la mía tienen cuestiones que coinciden: el continente, las ganas, la ilusión, la pequeña ansiedad que te dà lo desconocido pero, sobre todo, coincidimos en ” las ganas de volver”.

Sergio me dice que estará el tiempo necesario pero con el objetivo de volver a Tenerife, lo mismo que yo, que en el 76 pensé lo mismo: ” estaré solamente el tiempo necesario para volver a mi tierra”.Es que todo el que emigra siempre quiere volver y también, siempre añora la tierra que lo acogió. Es irremediable.

Lo decía Rubén Blades en una de sus canciones: ” todos vuelven a la tierra en que nacieron, al embrujo incomparable de su sol , todos vuelven al rincón de donde salieron donde acaso floreció mas de un amor”.

Un enorme abrazo Sergio.

Ya estamos en carnaval

15 septiembre, 2012 at 12:04

Mi reflexión de hoy. Señoras y señores, amigos y amigas, les tengo una noticia: ya estamos en pleno carnaval”. Ustedes dirán que me volví loco porque apenas estamos en septiembre, pero no, estoy en mi sano juicio.

Y cuando digo que estamos en ” pleno carnaval” es porque ya cientos y cientos de personas han puesto las maquinarias en funcionamiento para dar lo mejor de si en apenas unos meses.

Los letristas llevan meses ya trabajando, los directores de murgas consolidan los grupos, cubren bajas y prueban voces. ( me comentan que las cuotas es año han tenido que bajarlas), los músicos ensayan aparte para después unirse a las voces. Los locales cobran vida, mucha vida. Los bailarines/as de las comparsas los músicos, los percusionistas le ponen una ilusión que se comen el turrón bailando samba y tocando un pasacalles. Las agrupaciones musicales ya han elegido las canciones tropicales que nos van a llevar a otros lugares de ensueño. Las corales calientan las voces para deleitarnos con fragmentos de operas y de conocidas piezas musicales de difícil interpretación. Las agrupaciones coreograficas ya están buscando música de bólliwood y de la India. Los diseñadores de reinas están afanados buscando firmas comerciales, realizando bocetos y pruebas, escuchando músicas, imaginando salidas para esa gala. Que artistas. Y las costureras/os dando vida y color a los diseños que maestros tinerfeños han ideado para nuestros grupos del carnaval y que todos los años nos asombran con su serpentina de color por todas las calles de Santa Cruz. Mercerías, almacenes de textiles, infraestructuras, hasta las ferreterías donde venden la silicona parece que cuando llega septiembre se animan un poco mas. El director de la gala y su equipo ya preparan guiones, quitan, ponen ,imaginan ,miden tiempos. Las carrozas y coches engalanados ya están en naves dando vida con corchos, goma espuma y otros implementos a los diseños con ese olor característico a cola industrial y la escarcha brillando en los suelos.  Todo el pueblo piensa como se podrían vestir y y empieza a ser tema de conversación. Claro que el carnaval es del pueblo. Por supuesto que pertenece a quien dedica horas y horas de sacrificio para arrancarnos una sonrisa siempre.

Señoras y Señores, amigos y amigas: les tengo una noticia: ya estamos en pleno carnaval.

Profesores de todo

13 septiembre, 2012 at 12:05

Mi reflexión de hoy.

Queridos amigos/as: ustedes se han dado cuenta las veces que nos ponemos a dar consejos y que nosotros no llevamos nunca a la práctica.? A veces somos un poco ” profesores de todo”. Pero siempre lo hacemos con la mejor de las intenciones, sin lugar a dudas.

En mi grupo de ” amigos casi diarios” tenemos una amiga que ” sabe de todo”. Es afable, simpática pero tiene la ” virtud/defecto” de estar ” siempre aconsejando.

Si estamos hablando de dietas, enseguida sale ella de experta en dietas dunkan, herbolife, nature house, y todas las habidas y por haber. Claro¡ Estaría bien su consejo si ella no pesase 74 kilos. Nosotros, en la mesa nos miramos de reojo pero la dejamos que ” haga de aconsejadora”.

Si hablamos de cocina, mi amiga nos ” acosa” a recetas, salsas, trucos para ablandar el pulpo, trucos para hacer crecer la masa sin levadura. Claro¡ Estaría bien su consejo si usara los calderos mas a menudo, pero nosotros la dejamos que sea feliz.

Si estamos hablando de síntomas o enfermedades ( ya con la edad nos volvemos un tanto hipocondriacos ) mi amiga se convierte en nuestra médica particular de cabecera o nuestra yerbera moderna. Nosotros la miramos cariñosamente y la dejamos que haga de nosotros sus particulares ” conejillos de indias”.

Aconseja en practicas amorosas ( pero no tiene novio) nos indica que debemos caminar al menos una hora diaria ( nunca se enfunda el chandal) nos aconseja llevar una dieta sana ( hay si una cadena de hamburguesas que todos conocemos hablara) a mis amigas les da trucos de belleza ( bueno, a mi también) ahí si debo decir que es resultona y le saca provecho a lo que tiene.

Nos aconseja de cine, de páginas de internet, de viajes, de libros, de restaurantes, de tiendas. Yo el otro día le dije cariñosamente ” ¡ Amiga pero si parece que fueras las páginas amarillas¡”.

Pero ya estamos acostumbrados y en plan broma decimos” haber que consejo nos llevamos hoy¡¡”

Mi conocida/amiga sería perfectamente lo que hoy se llama una ” personal/shoper” pero a lo bestia jajajajajaj.

Y es que todos siempre intentamos aconsejar alguna vez en la vida cuestiones que jamás ponemos en práctica.

En el caso de mi amiga, me encantan sus consejos aunque ella no los practique, porque los dá con una gran vitalidad y totalmente convencida de que es muy bueno para nosotros y porque ” ingenuamente” se va convencida de que los vamos a poner en práctica. Cuando no está con nuestro grupo habitual, les puedo asegurar que la extrañamos.

Ahora le ha dado por las plantas medicinales y odia los productos farmacéuticos tradicionales. Ayyyy dios miooooo, el otoño que nos espera ( jejejejejejej).

Y si le damos un consejo ( la tenemos cariñosamente calada) ella ataca con un ” contra/consejo”. Definitivamente: ” es única “.

Dosis de optimismo

12 septiembre, 2012 at 12:06

Mi reflexión de hoy. Tengo un amigo que, ! Quien lo diría! Cuando nos conocimos, que seriamos tan buenos amigos. Y digo, quien lo diría¡ Porque somos totalmente diferentes. Su concepto vital es distinto al mio, sus prioridades en la vida no son las mías, sus aficiones nada tienen que ver con mis gustos, lo que le puede preocupar a él para mi es anecdótico, y su forma de medir el tiempo no coincide con la mía.

Pero es mi amigo. Y es mi amigo porque todos los días aprendo cosas nuevas que me hacen reflexionar y que a veces pongo en practica.

He aprendido con él que con muy poca cosa se puede ser feliz. Me ha enseñado, sin saber que lo hacia , a vivir un poco mas despacio, a aprender a disfrutar momentos y situaciones en la vida que ya se me habían olvidado. Por ejemplo, el otro Dia le dije que estaba caminando por Candelaria y me dice: ” que bueno que puedes oler el mar”. Y reflexioné de los años que llevo transitando la misma ruta y voy tan rápido que se me olvida oler el mar. O la pasión que le impregna a las cosas mas sencillas ( quizá en eso si coincidamos). Todo lo que hace lo llena de vitalidad, de entusiasmo, de ganas de vivir, de bondad. Y desde luego, de eso he aprendido de él.

Seguramente no leerá esta reflexión, tampoco lo hago para que suceda así, pero ese mensaje nocturno que dice ” que descanses” me suena a un canto gregoriano porque sé que lo dice con un gran sentimiento, con el corazón y poniendo toda el alma.

Mi amigo tiene sueños, sueños de proyectos, de un mundo mejor, de lealtad, sueños de justicia, sueños de felicidad, sueños atlánticos.

Mi amigo me da todos los días esa dosis de optimismo que, sin darse cuenta me proyecta y que yo recibo especialmente y que me ayudan a poder continuar día a día.

Aunque he personalizado esto en ” mi amigo” debo decir que soy bastante afortunado en tener muchas personas a mi alrededor que, como mi amigo, me impregnan todos los días de vitalidad o lo que es igual ” de ganas de vivir”.

Mi reflexión de hoy es para mi amigo que dá todo por nada y por ende a todas aquellas personas que me ayudan a vivir intensamente.

Un vital abrazo a todo/as.