Mi homenaje a la orquesta Wamampy

26 Febrero, 2015 at 7:48

Queridos amigos y amigas. 

Ya terminaron los carnavales de Santa Cruz de Tenerife y en estas fiestas carnestolendas ha sucedido algo que, quizá, haya pasado un tanto desapercibido pero que es un acontecimiento: fueron “las últimas actuaciones de la orquesta Wamampy de La Gomera”. 

A mi me dio mucha tristeza porque les juro que la Música de la “Orquesta Wamampy” era como la banda sonora de los veranos de la Gomera y de otros sitios, pero especialmente de la isla redonda.

La Gomera siempre ha tenido fama de tener muchas y buenas orquestas bailables. Quien no recuerda a la famosa orquesta los Bajip? O la orquesta Los Chaves? , o La Marina, o aquella famosa orquesta de San Sebastián que el vocalista se llamaba Indalecio y aún lo recuerdo cantando de vocalista y fumando sus cigarrillos en plena actuación. A mi Indalecio se me parecía a un cantante PuertoRiqueño llamado Daniel Santos porque tenían el mismo estilo.

Pero hablemos de la ” Orquesta Wamampy” que es de quien quiero escribir hoy. Justo cuando yo estaba regresando de América ellos se fundan allá por el año 1989 y el nombre tan diferente, varios de sus componentes lo sacan de del lenguaje indio peruano. Es que en aquella época todo lo sudamericano gustaba mucho en la isla colombina, quien todos los meses de octubre rinde sincero homenaje con las ” semanas colombinas” a América. Su mérito son las actuaciones sin sintetizadores ni sonidos de artificio. Las orquestas de la Gomera tienen un sonido muy particular y punteado que inmediatamente las identificas.

Estos jóvenes, y ya no tan mozos eran todos del barranco de Santiago. Cuando la orquesta ensayaba, por el capricho de nuestra orografía, la música se podía oír a kilómetros de distancia dependiendo del sentido del viento. La música subía por los barrancos hacia arriba y el eco del punteado podía llegar hasta las mismas faldas del Garajonay. 

Los veranos en la Gomera no se conciben sin las tradicionales verbenas, los típicos ventorrillos con hojas de palmera para dar sombra, el olor de la carne de cochino que han matado la noche antes, los dulces formeros caseros que los comes acompañado con la copita de Mistela o de ” licor 43″ justo antes de ir al baile, la vigilancia de los controles de la guardia civil que siempre se avisan unos a otros, los puestos llenos de ” cachivaches” de colores y, por supuesto: ” la Orquesta”. 

Yo nunca había visto que, bajo un sol inclemente empezara una verbena. Eso sucede en Arure cuando están haciendo el ramo. El sol inclemente y la plaza llena con la orquesta interpretando un famoso corrido mexicano: ” el Tenempa” …. En el Tenampa se recuerdan muchas cosas  y los mariachis son los amos y señores”. Como quiero a Arure y a mi querida Conchita que algún pasodoble bailé con ella¡¡¡

Y los que venían de Venezuela que pedían el whisky con el vaso lleno de hielo y lo removían con el dedo al son de la música de la orquesta. Era una señal de demostrar que sabías beber correctamente el whisky. Bueno  corríjanme si digo alguna mentira, pero justo en los veranos y en las verbenas, hace ya muchos años, venían los emigrantes de América a buscar su prometida y casarse posteriormente por poder y, normalmente,  esas relaciones que eran para toda la vida salían de las verbenas, tenían que enamorar en menos de un mes. 

Los veranos en la Gomera son mágicos. O si no que se lo pregunten a tanta gente que ya está poniendo de moda irse unos días en el verano para bañarse en la bajada del secreto o en tapaúga. 

Yo recuerdo muchísimo los veranos, las orquestas y las verbenas de la Gomera. Tan importante son las orquestas en la isla que me vio nacer, que el Cabildo de La Isla Colombina les editó un interesante recopilatorio de ” las orquestas gomeras”. Le diré a mi amigo Casimiro Curbelo que me diga donde puedo conseguirlo. Casimiro, aunque no seamos de la misma fuerza política y ahora esté pasando por un ” momento políticamente convulso” es mi amigo, le tengo muchísimo aprecio. 

Pues este es mi pequeño homenaje a la ” Orquesta Wamampy” de La Gomera y que ya en el año 1996 se convirtió en SL. 

La música, la Verbena, y todo lo que conlleva una fiesta popular.,además de generar alegría, felicidad y potenciación del tejido social del pueblo, también genera desarrollo económico y consumo.

Muchísimas gracias a mis amigos de la ” Orquesta Wamampy” porque me han dado momentos de felicidad y de alegría extrema y que ” la gomera eeeee la Go la gomera eeeeeeee” . 

tic-tac tic-tac tic-tac

24 Febrero, 2015 at 9:39

Queridos Amigos y amigas.
Tengo un gran defecto, un irremediable defecto que es “dormir con la tele encendida a un volumen medio-bajo”, y con los alegatos que me llegan, sobre todo si son “tertulias chillonas” yo me voy entregando poco a poco a “Morfeo” hasta que el temporizador de la televisión la apaga definitivamente.
Sucedió en estos días. Yo estaba adormitado, ya casi llegando a la segunda fase de mi sueño cuando de repente escucho en otra fase de mi cuerpo que se iba unos gritos que decían “Tic-Tac” “Tic-Tac” “Tic-Tac”.
Con esos gritos desaforados que salían de un canal de televisión, los caprichos de Morfeo me llevaron a que llegase a mi conciencia que ya no era mia ”el recuerdo de unas galletas que precisamente tienen esa marca “Tic-Tac”.
Son unas galletas que en Venezuela las denominan “galletas de soda” y en cuba se consiguen (cuando las venden en la bodega con la cartilla de racionamiento) como “galleticas”. ( riquísimas con dulce de guayaba “ conchita”)
Son unas galletas muy ideales para “untar cualquier tipo de paté, salsas, mantequillas, mermeladas (si te gusta lo dulce)” pero tienen un enorme problema, por poco que presiones, las galletas “tic-Tac” se hacen trizas”.
Como no tengas paciencia llegas a desesperarte porque para hacer unos canapés con esas galletas tienes que tener más paciencia que el Santo Job y, por supuesto, mucho tiempo. Realmente las galletas “tic-Tac” llegan a ser adictivas pero tienen en su composición algunas grasas saturadas que pueden resultar peligrosas si abusas de ellas.
Es una galleta que sirve para todo. Para matar el hambre a media mañana, para comerla al mediodía con un queso semi-ahumado, para la merienda, para ponerla en la “mesita centro” viendo el partido del Barsa y mojarlas en la salsa de los mejillones enlatados…. Le puedes dar mil uso porque las galletas “Tic-Tac” lo mismo sirven para un roto que para un descocido.
Seguía soñando, adormitado, en un estado de sopor, hasta que Morfeo, de un empujón (siempre lo hace) me devolvió a la realidad. Me levanté y me fui a la cocina donde, por cierto, tengo un reloj de pared que el “tic-tac” en el silencio de la noche, parece que se oye en estéreo. Tic-tac, tic-tac, tic-tac.
Me comí unas galletas “digestive” a la una y cuarto de la mañana porque me dio hambre de escuchar desde la inconsciencia tanto Tic-tac y regresé a mi cuarto. Apague la tele porque a los periodistas les hacía mucha gracia lo del señor que decía “tic-tac, tic-tac, tic-tac y lo repetían continuamente.
Pasé de la tele a la radio porque soy un hombre de mucha radio y justo cuando la enciendo sonaba la canción de “reloj no marques las horas”….fui a la cocina y me comí otra galleta, pero esta vez por ansiedad.

(null)

” paseando a Miss Daisy” por las redes sociales.

22 Febrero, 2015 at 10:19

Queridos amigos y amigas.
Hoy me he dado un paseo por las redes sociales, especialmente por mi Facebook de manera muy lenta, como ” paseando a Miss Daisy” aquella famosa pelicula donde un chofer paseaba a una anciana caprichosa y buena gente pero llena de manías.
He ido muy lento viendo lo que todo el mundo escribe, curioseando, sorprendíendome, analizando. Y es que, queridos amigos, las redes sociales han cambiado totalmente nuestras vidas por completo.
Atrás quedan aquellas cabinas de teléfono donde esperábamos para hacer una llamada y contactar una cita, atrás quedan tantas cosas: cartas certificadas y urgentes, telegramas, fax, correos ordinarios, la espera del cartero, el certificado con el cheque que venía de Venezuela en Navidad y un largo etcétera que hacia que nuestra vida quizá fuera más lenta, más tranquila y con esa virtud de la espera.
La revolución tecnológica nos ha llevado a vivir un mundo de auténtico vértigo. Por ponerles un ejemplo, en estos carnavales no he pisado la calle de la fiesta, por dos motivos: primero porque no he querido y segundo porque me he sentido feliz en mi casa y necesitaba encontrarme conmigo mismo. ( a veces necesitas encontrarte contigo mismo porque algunas veces te pierdes) . Pero les puedo asegurar que a través de las redes sociales ha sido como haber estado en el callejón del Corinto, en la Calle la Noria o en la Alameda saltando con Ray Castellano.
Todos mis amigos colgaban fotos de sus disfraces de manera instantánea y transmitían una alegría que en estos tiempos se agradecen.
También he visto en este lento viaje a políticos que ahora se han activado en las redes. Políticos que no los había visto antes y que ahora son tan activos que cuando abro el facebook me pueden llegar hasta 20 notificaciones de una misma persona.
Y es que en esta campaña electoral que se avecina, las redes sociales jugarán un papel importante, muy importante. Ya se ha demostrado en recientes convocatorias electorales de la importancia de las mismas. También, en este paseo he visto discusiones que llegan a ser ” graciosas”, frases lapidarias, mensajes encriptados, personas que están contra el mundo, gente que se desahoga, declaraciones de amor profundas, personas que muestran su soledad y que, gracias a las redes sociales la mitigan, personas que quieren su ” minuto de gloria” firmas por diversas causas, recetas de cocina, chistes, fotos de maravillosos viajes para decirnos donde se encuentran……una larga lista que sería interminable.
Todo esto, sin contar los grupos de WhastsApp que, convendrán conmigo que hay algunos que pueden ser sencillamente insoportables. Yo reconozco que algunos grupos los he tenido que poner en silencio a veces por riesgo a una neuralgia enorme.
Es que necesitamos comunicarnos, decir, hablar, dar nuestros puntos de vista.En estos grupos, también se crean aquellos de amigos que hacen que cada vez nos veamos menos pero que están ahí, están en boga.
Creo que deberíamos tener un código de uso de los grupos en redes sociales y saber darle la utilización correcta, reconozco que YO el primero, muchas veces puedo llegar a abusar sin darme cuenta que el tiempo es oro para los que están al otro lado del grupo.
Todo ha cambiado queridos amigos y amigas, todo. Hace menos de un mes, recibí escueto mensaje de un amigo mío dándome el ” pésame” por el fallecimiento de un familiar. Realmente me “chocó”, pero es que los tiempos cambian y ya no hay marcha atrás. De vez en cuando debemos pasear por las redes sociales de manera lenta, con un cafecito frente a nosotros y hacer un profundo análisis de todo lo que se escribe.
Feliz domingo amigos y amigas.

(null)

” los doce golpes de estado”

21 Febrero, 2015 at 11:11

Queridos amigos y amigas, es nada creíble, totalmente increíble, absolutamente surrealista que, en un país se hayan fraguado doce golpes de estado y siempre, quien los auspicia sean aquellas personas de la oposición y que, por incómodas que parezcan a los partidos oficialistas, son el péndulo de la democracia y deben ejercer un sistema fiscalizador en todas las políticas que se ejecuten.
En el caso de Venezuela te acusan de conspirar, de delitos cometidos contra La paz del país, y, según los medios de comunicación que podemos leer, eres detenido con una ” agresividad terrible” coartando todos tus derechos más elementales y pasando a ser ” un presunto culpable”.
De ahí viene lo terrible, cuando te aplican una ” presunta culpabilidad” y no una ” presunta inocencia” que, como siempre, debe ser en un estado de derecho constitucional.
Las imágenes de la detención de Antonio Ledezma, Alcalde Mayor de Caracas ( así se llamaba cuando yo vivía en Venezuela) y creo que ahora es Alcalde Metropolitano de Caracas, son escalofriantes. Ver entrar un desproporcionado número de efectivos uniformados del ” Servicio Bolivariano de Inteligencia” ( nunca había escuchado ese servicio que supongo que es la antigua DIM) para detener a una persona elegida en dos ocasiones por mayoría absoluta en las urnas, y acusado por ” enésima vez ” de un supuesto golpe de estado es, cuando menos, increíble y surrealista.
Y es que ya ayer lo dijo el propio Presidente del Cabildo de Tenerife Carlos Alonso en su cuenta de Twitter : “no es posible la justicia social sin la libertad. La libertad de Ledezma es la de Venezuela”
Es totalmente cierto su mensaje. La libertad de un país pasa por el respeto de las libertades individuales y sobre todo, una persona que contra viento y marea gana en las urnas un proceso electoral en 2008 y 2013 y que lo que no han podido a través de las urnas deseen hacerlo a través de una detención y de un poder judicial que se confunde totalmente con el poder ejecutivo y que, para cimentar una auténtica democracia deben ser poderes totalmente independientes. Ahí tenemos el sangrante caso del fiscal Nismar recientemente asesinado y que conmociona a nuestros hermanos Argentinos.
Otra detención más que engrosa ya la lista de otros detenidos como es el caso de Leopoldo y otros ciudadanos que discrepan o tienen otra manera de pensar.
Y mientras tanto, mis amigos y amigas en Venezuela que se cuentan por cientos, me comentan que siguen las colas, sigue la escasez de productos básicos, sigue la terrible inseguridad, sigue la gente buscando nuevos horizontes, en un país que tanto nos dio y al que tanto amamos.
Escribo esto porque los 16 años más importantes de mi vida los viví en Caracas, los viví en Vargas, dormí años en una pensión en Quenepe, en Maiquetía, crecí caminando por aquellas calles y trabajé hasta el cansancio siempre y me duele profundamente. La gente de Venezuela es para mi parte de mi vida. A veces, cuando me despierto, ( aún me pasa) tardo cinco segundos en ubicarme en Tenerife porque creo que estoy despertando en Macuto. Fueron muchos años de vivencias continuas y moriré amando a la patria del Libertador, que, por cierto, no es patrimonio de ninguna tendencia política. Simón Bolívar es patrimonio de Venezuela y de muchos países latinoamericanos más.
Es por ello que, con conocimiento de causa, la gente de Venezuela se merece urgentemente una paz social continúa, un auténtico estado de democracia, un respeto a las libertades individuales, unas fuerzas de orden público que estén alineadas siempre con el pueblo y los derechos humanos, un abastecimiento de los productos de primera necesidad, un reparto equitativo de la riqueza (la lista Falciani es absolutamente escandalosa donde se mantienen depósitos por valor de doce mil millones de dólares en cuatro cuentas del HSBC donde el 85% del dinero esta abierto en cuatro cuantas a nombre de la Tesoreria Nacional y Banco del Tesoro de Venezuela y limitan los dólares a los Venezolanos que viajan al exterior).
Por eso, creo que no podemos levantarnos sin saber que hacer, hay que luchar por lo que se quiere, no podemos abandonar nada por miedo porque entonces no se convierten en realidad tus sueños, hay que creer en el futuro, hay que impulsar el diálogo, hay que utilizar el arma de la palabra porque es totalmente demoledora, hay que seguir creyendo en la libertad.
A veces es imposible tapar el sol con un dedo y hoy, mientras la gente habla de detención de Ledezma en Venezuela, mi amiga Marucha busca desesperada cualquier medicamento que contenga olmerzantán porque es hipertensa y hace semanas que no lo consigue. Ayer se los mandé con un conocido.
Feliz sábado amigos y amigas. Que impere el diálogo y la cordura.

(null)