” el espíritu Mandela”

25 Junio, 2013 at 8:42

Queridos amigos, amigas y confidentes.
Estuvo 27 años en la cárcel pero al final consiguió su sueño de poder ver caer todas las leyes que segregaban a la población de su país por el color de su piel.
Luchó toda una vida por desterrar el fanatismo y el racismo que en su país se había instalado relegando a la gran mayoría se la población al completo oscurantismo.
Luchó toda una vida porque el diálogo perviviera ante cualquier situación y a través de la palabra poder conseguir los objetivos.
Una vez, en un programa de Televisión me preguntaron que con quien me gustaría conversar una hora, y mi respuesta, sin pensarlo fue que con Nelson Mandela.
A veces, aunque te quieran silenciar, tu reputación crece. Esto sucedió en un país donde los derechos fundamentales de igualdad ante la vida no existían, pero que había un hombre que traspasaba los barrotes de la cárcel, su ilusión y su sueño por la libertad no tenía rejas y las más gruesas puertas de acero fundido llegó a traspasarlas.
Hoy el mundo está necesitando nuevamente de muchos ” Mandelas” hoy, cuando las más elementales libertades están siendo mancilladas y estamos perdiendo derechos que hemos conquistado a base de sangre, sudor y lágrimas.
Mandela nos da el ejemplo del sacrificio y de la lucha. Nos da el ejemplo de que la unión hace la fuerza, nos ejemplariza en que debemos siempre demandar nuestros derechos para tener un mundo más justo y más igualitario.
Después vendrían todos los reconocimientos a una vida en prisión pero en libertad. Que mágico es cuando intentan detener tu objetivo y no lo logran conseguir. Que mágico es cuando haces de tu vida un ejemplo de entrega total a los demás aunque hayas tenido que pasar todas las tribulaciones del mundo.
Y es que a veces debemos contagiarnos del espíritu ” Mandela” en nuestras vidas. Yo creo que cualquier proyecto que iniciemos lleva una carga enorme de sacrificio, de desprendimiento, de entrega, de generosidad, de lealtad, de humildad.
En los proyectos más sencillos de nuestras vidas, si utilizamos la constancia, el trabajo y el sacrificio seguramente podríamos conseguir el objetivo.
Me imagino que Mandela pasaría momentos de amarga soledad, me imagino que alguna vez, desde los barrotes, atisbó volar un ave migratoria. Me imagino que a veces, cuando dormía en un profundo sueño se imaginó a un pueblo libre.
Y yo me imagino que muchos objetivos de nuestra vida se cumplirán si aplicamos:” el espíritu Mandela”
Feliz martes amigos y amigas.

20130625-094252.jpg